Luis Enrique despide a sus pupilos reivindicando el derecho a equivocarse

Luis Enrique despide a sus pupilos reivindicando el derecho a equivocarse

Nueva York, 10 jun (EFEUSA).- Aconsejar a jóvenes cantantes, familiarizarles con el error y compartir con ellos durante un reality digital, que finaliza mañana jueves, fue una experiencia "increíble" para el salsero nicaragüense Luis Enrique, conductor de "El Maestro Unplugged".

“Hay que cometer errores, es inevitable. El camino al éxito no es tan fácil como la gente piensa. Lo que es importante es que cuando cometas errores, lo entiendas. En la música tienes que tener claro cuál es tu camino y cómo la gente te ve”, dijo a Efe el intérprete de “Yo no sé mañana”.

Luis Enrique acaba el programa “muy feliz. Es una plataforma bonita, diferente, que ha dado la oportunidad a chicos que demuestren su talento”, asegura.

Recordó que en los inicios de su carrera, como ocurrió con otros colegas, no tuvo esa oportunidad de que alguien le aconsejara.

“Nunca tuvimos una posibilidad como esta, de que alguien nos diera una herramienta o directriz sobre cómo hacer las cosas. Lo mío fue diferente: viendo, preguntando, escuchando, pero también, haciendo mi tarea”, recordó el llamado “príncipe de la salsa” que viene de una familia de artistas y comenzó su carrera a finales de los ’70.

El también compositor, que en 2013 debutó en Broadway como invitado al musical “Forever Tango”, luego de la participación del también salsero Gilberto Santa Rosa, también recalcó la importancia de “filtrar las críticas” de la gente y “ver lo positivo” de eso “y seguir hacia adelante”.

El reality digital “El Maestro Unplugged”, primera experiencia de ese tipo para el salsero, comenzó el pasado 21 de mayo, producida por la cadena Telemundo, y durante diez episodios se ha seguido a tres artistas que recién empiezan su carrera, a los que el nicaragüense ha ofrecido consejos sobre cómo lograr el éxito.

“Fue bonito, no todo el tiempo tiene uno la oportunidad de compartir con gente joven que tiene tangas ganas de hacer música”, dijo y aseguró que volvería a repetir la experiencia, la que aceptó “porque no se trataba de una competencia y al no serlo, cada uno de ellos se pudo mostrar tal y cual es, sin mas presión que el hecho de hacer su trabajo y hacerlo bien “.

Además, aseguró, “no me sentí como un conductor, sino como un colega, como un mentor que estaba volcado en compartir información”.

Luis Enrique, que continúa la promoción de su más reciente disco “Jukebox”, conformado por sus éxitos preferidos de otros artistas, afirmó además que quiso dejar claro a los dominicanos Cristal Marie y Christian Daniel y al dúo Domino Saints de la colombiana Gigi y el rapero puertorriqueño Daniel, que es importante en la industria de la música “interesarse por aprender de ellos mismos”.

De acuerdo con el salsero, todo el que quiera hacer una carrera en la música “tiene que hacer un trabajo diario de ir reconociendo su voz, su instrumento musical, sus posibilidades, creer mucho en ellos, todo ese tipo de cosas que a nosotros nos hizo mucha falta”.

“Hay que estar ‘segurísimos’ de sí mismos, de quién eres, de tu voz, del instrumento que tocas, y a dónde quieres ir. Eso es importante en este negocio. No dejar que nada interrumpa esa fe que tienes en ti. Es algo de lo que les hablé constantemente, sobre todo, tras bastidores”, indicó.

Tras “El Maestro Unplugged” Luis Enrique continuará con la promoción de “Jukebox”, de producción independiente, del que está cerca de lanzar otro sencillo y otros proyectos “que se están cocinando”.

Señaló además que “muy pronto” podría volver a Nueva York para presentar los temas de su nuevo disco.

“Hace rato que no voy a Nueva York. Estoy intentando ir a tocar y así el público que siempre me ha apoyado tendrá la oportunidad de escuchar el material de ‘Jukebox'”, indicó al recordar que fue “una grata experiencia” haberse presentado en un musical en esta ciudad.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply