EEUU todavía reconoce a Nkurunziza como “presidente legítimo” de Burundi

EEUU todavía reconoce a Nkurunziza como “presidente legítimo” de Burundi

Washington, 14 may (EFEUSA).- Estados Unidos afirmó hoy que todavía reconoce a Pierre Nkurunziza como "presidente legítimo" de Burundi, después de que una facción del Ejército anunciara que lo había depuesto mientras el mandatario estaba de visita en Tanzania.

“Consideramos al presidente Nkurunziza como presidente legítimo de Burundi”, afirmó Jeff Rathke, portavoz del Departamento de Estado, en una rueda de prensa en Washington.

“Hay declaraciones contrapuestas sobre la autoridad (que rige el país), pero nosotros reconocemos al presidente Nkurunziza como presidente legítimo”, insistió Rathke.

Preguntado sobre el paradero del Nkurunziza, el portavoz señaló que el mandatario burundés pasó la noche del miércoles en Dar es Salaam (Tanzania), donde asistía a una reunión de los líderes de África Oriental para abordar la crisis de Burundi.

“No dispongo de más información sobre su paradero concreto”, agregó Rathke.

Anteriormente, el presidente había asegurado hoy en la red social Twitter que se encuentra de vuelta en su país, sin aludir a los militares que este miércoles anunciaron un golpe de Estado y cerraron las fronteras aéreas y terrestres de Burundi.

El citado portavoz indicó que, según los datos aportados por la Embajada de EEUU en Buyumbura, capital de Burundi, “los aeropuertos del país hoy “continúan cerrados y las fronteras terrestres pueden también estar cerradas o restringidas”.

Estados Unidos, subrayó, sigue la situación en el país africano con “gran preocupación”, pues “hay numerosas informaciones de choques y violencia en Buyumbura”.

“Estamos también -insistió- muy preocupados por las informaciones sobre la implicación de los militares en actos violentos en Buyumbura”.

Asimismo, Rathke reiteró el llamamiento de EEUU a “todos los actores” de Burundi para mostrar “contención, evitar la violencia y adoptar todas las medidas en su poder para garantizar que se respetan los derechos humanos de todos lo burundeses”.

Este supuesto golpe de Estado se produjo tras semanas de violentas protestas, que han llevado a la calle a miles de burundeses para protestar contra la decisión del hutu Nkurunziza de aspirar a un tercer mandato en las elecciones de junio, algo que un gran sector de la población y la oposición consideran ilegal.

La candidatura de Nkurunziza ha suscitado serios temores en gran parte de la población burundesa -perteneciente fundamentalmente a la otra etnia mayoritaria del país, los tutsi-, que apenas hace una década salió de una guerra civil (1993-2005).

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply