Latinas de Idaho educan a adolescentes para evitar el embarazo juvenil

Latinas de Idaho educan a adolescentes para evitar el embarazo juvenil

Denver (CO), 29 jul (EFEUSA).- Ante el alto número de madres adolescentes latinas en Idaho, una organización inició un programa de educación sexual contextualizado para esas jóvenes y dictado por latinas que tuvieron hijos en su adolescencia.

La iniciativa, llamada Cuídate, se presenta como “un programa con bases culturales que busca reducir conductas sexuales riesgosas relacionadas con el VIH y los embarazos no planificados entre los jóvenes latinos”.

El proyecto está a cargo del Centro de Comunidad y Justicia (CCJ), que opera en Boise desde 1996 para ayudar ante todo a latinos con ingresos bajos o moderados que necesitan acceso a recursos de salud, educación, vivienda y empleo.

Sam Byrd, director de CCJ, comentó a Efe que su organización decidió crear Cuídate por dos razones: las estadísticas de embarazos no planeados y de casos de VIH entre adolescentes latinos son alarmantes y esa situación es prevenible por medio de una educación adecuada sobre salud sexual y reproductiva.

Parte de las ocho horas de clases están a cargo de inmigrantes mexicanas, ahora ya adultas, que en su momento fueron madres solteras y adolescentes, y que, en algunos casos, debieron interrumpir sus estudios o perdieron el apoyo de sus familias por esa situación.

Esas madres, ahora con estudios y con trabajos adecuados para mantener a sus familias gracias a su participación en Cuídate, comparten sus experiencias y sirven de ejemplo a quienes ahora están en la situación que ellas antes enfrentaron.

Según la Oficina de Registros Vitales y Estadísticas de Salud del Departamento de Salud y Bienestar de Idaho (IDHW), de 2006 a 2008 el índice de embarazos entre las adolescentes latinas en este estado era de 111 embarazos por cada 1.000 latinas entre 15 a 19 años, casi tres veces superior al promedio estatal. A nivel nacional, 42 de cada 1.000 adolescentes latinas queda embarazada.

Ante esa situación, en 2010 el mencionado departamento propuso la creación de ¡Cuídate! para responder a las necesidad de educación de salud de los jóvenes hispanos por medio de programas coordinados tanto con el Departamento de Educación estatal como con IDHW y con fondos de IDHW.

Un año después, CCJ comenzó con las clases de educación sexual, que incluyen temas como enfermedades de transmisión sexual, uso de métodos de control de la natalidad, y opciones educativas y laborales para madres jóvenes.

Estas clases representan “una manera de defender los derechos de los inmigrantes y de aumentar el número de estudiantes latinos que llegan a los estudios superiores y los completan”, dijo a Efe Estefanía Mondragón, coordinadora de Cuídate.

Según estadísticas de la Campaña Nacional de Prevención de Embarazos de Adolescentes y No Planificados, en Idaho el índice de jóvenes embarazadas se redujo el 9 % desde 2012 y el 18 % desde 2008, y esa cifra es ahora el 52 % menor de la que existía hace 25 años.

Sin embargo, según la misma fuente, el embarazo entre adolescentes sigue afectando de manera desproporcionada a las latinas.

En 2013 (año más reciente con datos disponibles), de las 1.425 adolescentes embarazadas en Idaho, 421 fueron latinas (29 %) cuando los hispanos latinos representan sólo el 11 % de los 1,6 millones de habitantes del estado.

Además, según IDHW, el porcentaje de jóvenes latinas embarazadas con respecto al total de madres adolescentes es aún más alto en la zona central y suroeste de Idaho, donde oscila entre el 42 y el 48 %, según los distintos distritos. En esa región, los hispanos son el 22 % del total de habitantes.

Para Byrd, el director de CCJ, el número es aún más alto. “Casi el 50 % de las latinas en nuestro estado terminan embarazadas”, puntualizó. Y en localidades como Twin Falls y Jerome, hasta el 70 % de las adolescentes latinas tiene hijos”.

Por eso, explicó Byrd, las clases de educación sexual que ofrece Cuídate se enmarcan en las normas culturales hispanas e incluyen amplia información sobre relaciones saludables en el contexto de la comunidad latina.

Las clases abordan temas como machismo y “marianismo” (mujer sumisa y obediente tanto a su familia como a su esposo), a la vez que enseñan métodos de control de natalidad.

Debido a que la pobreza es otro de los factores que contribuye al embarazo entre adolescentes, y debido a que la educación es uno de los principales factores para alejarse de la pobreza, las clases de ¡Cuídate! incluyen información sobre estudios universitarios y sobre becas y ayuda financiera para solventar esos estudios.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply