Convocan nuevo paro de 48 horas contra proyecto minero del Grupo México

Convocan nuevo paro de 48 horas contra proyecto minero del Grupo México

Lima, 16 may (EFE).- Organizaciones sociales y civiles de siete regiones del sur de Perú convocaron hoy a un paro de 48 horas para el 27 y 28 de mayo próximo en rechazo al proyecto minero Tía María, de la Southern Copper, filial del Grupo México, informaron medios locales.

Los dirigentes se reunieron hoy durante más de 4 horas para analizar las medidas que iban a tomar después de que la Southern anunciara el viernes que iba a hacer una “pausa” de dos meses en la implementación del proyecto para conversar con sus opositores.

Al término de la cita, los representantes conformaron un comité de lucha y convocaron a un “paro macro-regional” en Arequipa, Cuzco, Tacna y Puno, al que se unirán con movilizaciones representantes de Apurímac, Ayacucho y Cajamarca, informó la emisora RPP Noticias.

La protesta, señalaron, se realizará también para rechazar la gestión del presidente de Perú, Ollanta Humala, y puede convertirse en una huelga indefinida a partir de junio próximo.

Tras el anuncio de Southern, que intentó frenar las protestas en la provincia de Islay contra el proyecto minero, que en más de 50 días han dejado tres muertos y más de doscientos heridos, esa localidad se mantuvo hoy en calma aunque con las principales vías de comunicación bloqueadas.

Medios locales informaron que en Cocachara, el centro de las protestas contra el proyecto, algunos comercios volvieron a atender al público y no se produjeron choques con las fuerzas de seguridad.

El procurador del Ministerio del Interior, Juan Carlos Portocarrero, también informó hoy de que la detención del dirigente Pepe Julio Gutiérrez, el principal promotor de las protestas, se ha ampliado a siete días, mientras se le investiga de la acusación de haber pedido dinero a la minera para levantar la protesta.

El canal peruano Willax TV difundió la semana pasada un audio en el que Gutiérrez, presidente del Frente de Defensa del Valle de Tambo, presuntamente encarga a un abogado pedir a la minera una compensación económica a cambio de levantar la protesta.

Tras conocerse ese audio, la Southern aseguró que esa “incorrecta acción fue ocasionada por terceros ajenos a la organización” y reiteró su compromiso con el cumplimiento de la legislación peruana y su código de conducta ética.

El Gobierno mantiene en observación sus relaciones con la empresa, ya que la ministra de Energía y Minas, Rosa María Ortiz, anunció que se pueden iniciar acciones legales contra Southern si se encuentran indicios de encubrimiento en este caso.

Las protestas en la provincia de Islay, a las que en la última semana se sumaron manifestaciones en Arequipa y en Lima, han frenado temporalmente el proyecto minero del Grupo México, cuestionado por los defensores de la agricultura en Perú.

Southern contempla la inversión de unos 1.400 millones de dólares para la construcción de Tía María, cuya producción estimada es de 120.000 toneladas métricas anuales de cátodos de cobre a partir del inicio de sus operaciones.

El viernes, el presidente de la Southern, Óscar González Rocha, anunció una “pausa” en el proyecto con el objetivo, según dijo, de permitir que todos implicados presenten “sus inquietudes y temores, identificar las soluciones, convenir el camino y definir las responsabilidades que cada uno debe asumir en un plazo razonable”.

El presidente Humala descartó el viernes que el Ejecutivo vaya a cancelar el proyecto de manera unilateral porque consideró que su país se arriesga a ser denunciado ante los tribunales internacionales.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply