Sudán del Sur expulsa al coordinador de la ayuda humanitaria de la ONU

Sudán del Sur expulsa al coordinador de la ayuda humanitaria de la ONU

Naciones Unidas, 1 jun (EFEUSA).- El Gobierno de Sudán del Sur ha expulsado del país al representante adjunto de la ONU y coordinador de la ayuda humanitaria, Toby Lanzer, según anunció hoy la organización, que pidió a las autoridades que den marcha atrás a la decisión.

El secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, condenó la decisión a través de un comunicado de su portavoz, en el que defendió que Lanzer ha tenido un papel fundamental a la hora de responder a las necesidades humanitarias en Sudán del Sur y de asegurar que el apoyo llega a los más vulnerables.

Por ello, Ban reclamó al Ejecutivo que dé marcha atrás “inmediatamente” a su decisión y “coopere plenamente con todas las entidades de las Naciones Unidas presentes en Sudán del Sur”.

El mes pasado, Lanzer acusó a las autoridades sursudanesas de obstaculizar sus labores al impedir a varios trabajadores humanitarios abandonar la sede de la misión para ayudar a los ciudadanos en Bentiu, capital del estado petrolero de Unidad, en el noroeste del país.

El responsable de la ONU había advertido de las consecuencias para la población de la decisión del Gobierno, sobre todo en lo referente a la ayuda sanitaria.

En los últimos meses, las tensiones entre las autoridades del país y las Naciones Unidas han sido constantes, con la organización denunciando en varias ocasiones obstáculos por parte del Gobierno al trabajo de su misión de paz.

Entre otras cosas, la ONU ha criticado a Sudán del Sur por bloquear la entrega de equipamiento a sus “cascos azules” y por poner trabas para que éstos visitasen un lugar supuestamente bombardeado por el Ejército y el hospital donde los heridos del incidente estaban ingresados.

Por su parte, el Consejo de Seguridad ha amenazado en varias ocasiones con sancionar a líderes políticos en el país ante la falta de medidas para poner fin al conflicto.

Desde diciembre de 2013, miles de personas han muerto y unos dos millones han huido de sus hogares a consecuencia de un conflicto que comenzó como una disputa política entre el presidente Salva Kiir, de etnia dinka, y el líder rebelde, Riek Machar, de los nueres y depuesto un año antes, pero que ha derivado en un duro conflicto étnico.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply