Proponen un coordinador policial para combatir la violencia en Chicago

Proponen un coordinador policial para combatir la violencia en Chicago

Chicago (IL), 28 jul (EFEUSA).- El condado de Cook (Illinois) quiere crear un cargo con amplios poderes para coordinar a las policías para atajar la persistente ola de violencia callejera en Chicago, que se mantiene entre las ciudades más peligrosas del país con 260 homicidios en lo que va de año.

Según una iniciativa que detalló hoy el comisionado Richard Boykin del Distrito 1, el funcionario a quien llamó “zar” contra la violencia, tendría un plazo de seis meses para presentar sus primeras recomendaciones al condado sobre el combate de la violencia.

“No será un político u otro funcionario electo, sino una persona con credibilidad y capacidad para trascender la política, coordinar esfuerzos y recursos y trabajar con Chicago y otras municipalidades del condado que tienen altos niveles de violencia”, declaró.

En particular, el comisionado que es afroamericano y está alarmado por los altos niveles de violencia en los vecindarios más conflictivos del sur de la ciudad, quiere que haya una mejor coordinación entre el Departamento de Policía de Chicago, la Oficina del Alguacil del Condado y otras agencias policiales.

“Cómo es posible que seamos serios en el combate de la violencia en Chicago si el alcalde de la ciudad (Rahm Emanuel) no le ha dirigido la palabra al alguacil (Tom Dart) en cuatro años”, expresó Boykin, quien necesita la aprobación de la Junta de Comisionados del condado para ejecutar su plan.

Dijo que también sería bienvenida la intervención del arzobispo de Chicago, Blase Cupich, “para encerrar a todos en una habitación, trancarlos con llave y no dejarlos salir hasta que resuelvan cooperar”.

Al presentar su propuesta, el comisionado indicó que en los primeros siete meses del año, 207 de los 260 muertos a balazos fueron afroamericanos, más que en el mismo período de los dos años anteriores.

“A pesar de ser solamente el 25 % de los habitantes de Chicago, el 80 % de las víctimas es afroamericano”, dijo Boykin, quien reconoció que la violencia se extiende además a los suburbios habitados mayoritariamente por blancos.

Al fundamentar su propuesta, el comisionado se refirió a un estudio realizado por la Universidad de Chicago, según el cual la violencia le costó a Chicago 2.500 millones de dólares el año pasado, en gastos de hospitales, cortes y cárceles.

“Es un fenómeno que drena nuestra economía y hace que nuestras comunidades vivan en estado de emergencia”, afirmó.

El reporte CompStat de la Policía de Chicago indicó que desde el inicio de 2015 hasta la fecha ocurrieron 260 homicidios y 1.168 tiroteos, un aumento del 18% y 17% respectivamente en comparación con el mismo período de 2014, cuando se reportaron 196 homicidios y 995 balaceras.

Del total de víctimas, 241 fueron hombres afroamericanos, que recibieron de disparos por parte de atacantes de la misma raza.

Englewood es el vecindario más violento en cifras totales, con 18 homicidios y 161 heridos de bala este año. Le siguen Austin, con 23 muertos y 99 heridos, y Garfield Park, con 9 muertos y 96 heridos de bala.

La violencia en Chicago será reflejada próximamente en una nueva película, que el director y productor Spike Lee acaba de filmar estos días en el vecindario de Englewood en medio de una gran polémica con las autoridades locales por el nombre escogido, “Chiraq”.

Aunque ha sido descrita como una sátira, la asociación de Chicago con la violencia en Irak y del sur de la ciudad con una zona de guerra debido a su alta criminalidad, hizo que tanto el alcalde como varios concejales expresaran su malestar a Lee y le solicitaran un cambio de nombre, aunque sin éxito.

En opinión del sacerdote Michael Pfleger, párroco de la iglesia Santa Sabina ubicada en el corazón de uno de los vecindarios más violentos de Chicago donde se filmó la película, aunque el título fuera cambiado a Disneylandia, “aun tendríamos el problema de imagen que presentan los noticieros”.

“Lo que debe preocuparnos es la gente que está en los hospitales, que muere en las calles. Esta violencia se está convirtiendo en genocidio”, afirmó.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply