Investigan la compra de petróleo por parte de la eléctrica puertorriqueña

Investigan la compra de petróleo por parte de la eléctrica puertorriqueña

San Juan, 18 ene (EFE).- El Senado de Puerto Rico emprendió hoy una serie de vistas públicas para investigar el proceso de compra de petróleo por parte de la empresa pública de suministro eléctrico en la isla, que, según se ha denunciado, ha conllevado un multimillonario derroche de fondos estatales.

La Comisión Especial para el Estudio de las Normas y Procedimientos Relacionados con la Compra y Uso de Petróleo por la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) emprendió este lunes sus visitas públicas, que está previsto que se prolonguen por lo que queda de enero y gran parte de febrero.

Durante las vistas serán citados directores ejecutivos de la AEE bajo distintas administraciones, expresidentes y exmiembros de la Junta de Gobierno, pasados y actuales funcionarios de la corporación pública, proveedores de combustible, altos directivos de laboratorios y peritos, entre otros, para que testifiquen en torno a los trámites de compra, manejo y uso del petróleo.

«Luego de una investigación minuciosa e imparcial que ya ha resultado en referidos al Departamento de Justicia y a la Oficina de Ética Gubernamental, estamos en condiciones de presentar la verdad que hemos descubierto sobre los procesos de compra de combustible en la AEE», dijo hoy el senador y presidente de esta comisión, Anibal José Torres.

Según apuntó, «es importante que todos los puertorriqueños vean como diferentes esquemas, y la ausencia de formalidades y transparencia en los sistemas de compra y manejo del petróleo por parte de la AEE, han impactado los costos de energía y han conllevado el derroche de millones de fondos públicos».

Las tarifas de la AEE duplican a la media estadounidense, lo que entorpece la competitividad de las empresas con negocios en la isla, y su servicio es claramente deficiente, con constantes cortes de suministro.

Con cerca de 1,2 millones de abonados, en torno al 70 % de la energía que produce, a partir del petróleo, en el que invierte unos 3.000 millones de dólares al año.

«Procuraremos que salga a la luz la verdad en la Autoridad, se impongan responsabilidades por el despilfarro de dinero y se establezcan las medidas que sean necesarias para salvaguardar el buen uso de los recursos», dijo el también portavoz del Partido Popular Democrático en el Senado.

Esta investigación se emprende después de que el Senado recibiera denuncias de irregularidades dentro de la AEE -la mayor eléctrica pública de todo EE.UU.- en el proceso de compra de combustible.

Entre otras acusaciones, la AEE ha sido demandada por supuestamente aceptar sobornos de sus proveedores internacionales que no cumplían con requisitos medioambientales, entre ellos se citaba a Shell y Petrobras, y por cobrar un sobreprecio a sus clientes desde 2002 para en parte, financiar el sobrecoste que ello suponía.

Además, se acusó a la AEE de falsificar documentos relacionados con controles de calidad, aceptar cientos de miles de dólares en sobornos y perjudicar así el curso general de la economía puertorriqueña, que atraviesa una de las crisis más prolongadas de su historia.

El Departamento de Justicia de EE.UU. también está realizando su propia investigación sobre los procesos de compra de combustible de la AEE, que está al borde de la quiebra, con una deuda acumulada de unos 9.000 millones de dólares y un proceso de revisión de su plan de negocio que tiene a sus bonistas en vilo.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply