Postergan juicio contra agente acusado de la muerte de adolescente mexicano

Postergan juicio contra agente acusado de la muerte de adolescente mexicano

Tucson (AZ), 7 nov (EFEUSA).- El juicio contra el agente de la Patrulla Fronteriza Lonnie Swartz, que enfrenta un cargo de asesinato por la muerte del joven mexicano Antonio Elena Rodríguez, se llevara a cabo en enero de 2016 y no este mes, tal como estaba programado.

El juez de la Corte Federal en Tucson Raner Collins aprobó ayer la petición de postergar el juicio solicitada por el equipo legal del agente fronterizo, que argumentó la necesidad del plazo extra para una «preparación adecuada» del caso.

El magistrado emitió a su vez una orden de protección de los documentos presentados en el caso, así como de dos vídeos que existen sobre el incidente ocurrido el 10 de octubre de 2012, y que serán estudiados por el equipo legal del agente policial.

Swartz está acusado de asesinato en segundo grado por disparar su arma a través del muro fronterizo en Nogales, Arizona, contra el joven mexicano de 16 años de edad Antonio Elena Rodriguez, quien recibió por lo menos diez disparos durante el incidente, según documentos judiciales.

El agente de la Patrulla Fronteriza, que el pasado mes se declaró inocente del cargo que se le imputa, argumentó en una pasada audiencia que disparó para defenderse de un ataque con piedras del que era víctima.

La familia del joven rechaza ese argumento y asegura que Elena Rodríguez solo caminaba por el área, en el lado mexicano de muro, con dirección a su hogar, tras jugar baloncesto con un grupo de amigos.

En este caso, que marca un precedente legal en las comunidades fronterizas, la familia tuvo que demostrar primero que tenía derecho a demandar al agente fronterizo en EE.UU, a pesar de que Elena Rodríguez murió del lado mexicano, y que la víctima mortal se hallaba bajo protección de la Cuarta Enmienda de la Constitución estadounidense cuando fue asesinado a disparos.

El mes de septiembre se dio a conocer que se acusaría de asesinato en segundo grado al agente Swartz, quien con se convirtió así en el tercer agente fronterizo que desde 2005 enfrenta cargos por sus acciones mientras se hallaba en servicio y el primero que es enjuiciado por el Departamento de Justicia de EE.UU.

Su equipo legal no solo quiere evitar que las pruebas del caso se hagan públicas, sino también que sean entregados a los abogados de la familia en el caso civil que se sigue en su contra y que se lleva a cabo de forma independiente.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply