Un vídeo muestra a un hombre disparar a otro que socorría a una mujer en EE.UU.

Un vídeo muestra a un hombre disparar a otro que socorría a una mujer en EE.UU.

Washington, 23 nov (EFE).- La Policía de Nueva Orleans (EEUU) anunció hoy la detención de un hombre que aparece en un vídeo grabado por una cámara de seguridad disparando a un estudiante de medicina que se había parado a socorrer a una mujer en la calle.

En el vídeo, en blanco y negro y grabado el pasado viernes, se ve cómo el detenido, Euric Cain, arrastra por la acera y a la fuerza a una mujer hacia su coche, ante lo que el estudiante de medicina, Peter Gold, aparca su coche, sale de él y acude a socorrerla.

En ese momento, tanto Gold como el detenido y la mujer se encuentran fuera de plano, pero unos segundos después, el estudiante vuelve a aparecer con las manos en alto y con Caín apuntándole con una pistola.

Según la Policía (el vídeo no tiene audio), Gold indicó en ese momento a su agresor que no llevaba dinero encima, ante lo que éste, tal y como se ve en el vídeo, le disparó en el abdomen y el estudiante cayó al suelo revolviéndose de dolor, aunque no falleció.

Con Gold ya en el suelo, Caín vuelve a cargar el arma y trata de dispararle hasta en tres ocasiones apuntando directamente a la cabeza, pero la pistola parece encasquillada y no dispara, ante lo que éste abandona el lugar.

La Policía de Nueva Orleans indicó que entonces el agresor robó el bolso a la mujer (algo que no se puede ver en el vídeo) y se marchó en su coche.

Caín, afroamericano de 21 años, se refugió en casa de su novia, de 17 años, quien también fue detenida por la Policía y acusada de complicidad en el crimen.

Al agresor, por su parte, se le acusa de intento de asesinato en primer grado.

“Su coraje (el de Gold) es un ejemplo admirable del hecho que los ciudadanos de Nueva Orleans no van a girar la mirada ante el crimen y van a luchar”, indicó el alcalde de Nueva Orleans, Mitch Landrieu.

Gold, de 25 años, es estudiante de medicina de cuarto curso en la Universidad Tulane y sigue ingresado en el hospital aunque no se teme por su vida.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply